Las bodas de verano tienen ese toque especial y mágico de esta estación, la preferida para muchos porque al fin llegan las vacaciones y el descanso merecido tras meses de duro trabajo, porque la temperatura invita a tumbarse a tomar el sol y disfrutar de chapuzones en la playa y porque nuestra gastronomía se torna ligera y refrescante para afrontar mejor el calor.

Por eso, para un banquete de bodas en esta época te recomendamos que escojas el más adecuado con respecto a las apetencias de los comensales, con más ensaladas que sopas y más mariscos y pescados que contundentes carnes. Los postres no son menos importantes: olvídate de los brownies, de los pasteles repletos de crema y de la fondue de chocolate (es difícil obviar estas delicias, pero hazlo) y lánzate al dulce perfecto para el verano: el helado.

Tal vez te parezca una excentricidad elegir este como postre para la boda pues, ¿cómo vas a mantenerlos en perfectas condiciones sin que se derritan? Afortunadamente, son muchas las empresas de catering que están ampliando sus horizontes para ofrecer carritos de postres, entre ellos, de helados, para la celebración de distintos tipos de eventos.

Pecae cuenta con unos minúsculos carros de estilo entre vintage y rústico, como esos que se ven en las calles de los pueblos y algunas ciudades cuando va terminando la primavera. Haz disfrutar a tus invitados con cucuruchos o tarrinas de distintos sabores aderezados con siropes, toppings, chocolate o nata.pecae eventos

A veces menos es más y un sabor y una textura sencillas, como las de toda la vida, nos conquistan antes que elaboradas y vanguardistas recetas. Por eso Eventos Tami apuesta por una máquina de helados soft, en tarrinas y barquillos, de los ingredientes clásicos: nata, vainilla, chocolate, fresa y yogur. ¿Prefieres colocar un puestito en el jardín de la finca en la que se desarrollará tu banquete? Opta entonces por el carrito de helado que cuenta con más de treinta sabores entre los que elegir, así como deliciosos y sanísimos toppings de frutas y la posibilidad de combinar sabores.tami

La autenticidad de la cocina artesanal supera con creces a cualquier producto procesado y artificial. Por ello Gianrossi trabaja en la heladería artesanal para ofrecer un alimento personal y de calidad. Sus carritos de helado son de estilo vintage y están pensados para cualquier tipo de celebración, entre ellas, una boda, especialmente al aire libre. Cada uno de ellos posee una capacidad de 60 litros y su carta ofrece dieciocho sabores diferentes. Si quieres puedes combinar estas frescas delicias con un servicio de bollería o salados.gianrossi helados

Especializarse es la base de cualquier negocio que quiere encontrar su hueco en el mercado y por eso Esther Conde Catering, si bien trabaja en varios tipos de eventos, tiene experiencia en bodas y fiestas y les aporta un aura elegante. Acompaña tu carrito de helados con bombones y pastas para deleitar a todos tus invitados con tantas dulces tentaciones.2.-Gel0202web 3.-Gel0203web

¿No te convencen estas opciones? ¿Tienes una heladería favorita a la que ninguna otra podrá jamás igualar? Entonces sé creativa: alquila un carrito por un lado (Crimons Rent&Event puede ser una buena apuesta) y, por otro, habla con tu heladero de confianza y proponle el plan. Seguro que te dice que sí y consigues un resultado perfecto para ti.Victor Sizemore Photography

Victor Sizemore Photography©

No te lo pienses más: unos cucuruchos crujientes, unas bolas de helado cremosas y unos siropes acaramelados serán las estrellas indiscutibles entre los postres de tu boda. Tu novio y tú haréis felices a los invitados con un dulce rico e idóneo para esta época del año endulzando sus paladares y, a la vez, refrescándoles.