Nos volvemos locas cuidando nuestro contorno de ojos con cremas antiojeras y correctores, pero nos olvidamos de otra zona muy sensible de nuestro rostro: el contorno de nuestra boca. Proteger esta zona es muy importante, sobre todo las semanas previas al día de la boda, pues es una de las primeras que delata nuestra edad. Para ello tienes que trabajar en dos aspectos: en tus hábitos y en tus cosméticos.

Con respecto a tus hábitos de vida, hay uno del que debes huir: fumar. Lo peor de fumar es, evidentemente, que daña seriamente tu salud, pero además poco a poco va formando ese indeseable código de barras sobre el labio superior por el gesto que se repite al dar una calada.

Tu alimentación también influye: el exceso de azúcares refinados y grasas estropea la piel antes de tiempo. Sin embargo, el consumo constante de fruta y verdura vitamina la piel y la hidrata, porque los vegetales son ricos en agua. No olvides tampoco beber abundante agua al día, ayudándote de infusiones para que no te resulte tan tedioso.

Los tics son tus peores enemigos tanto porque resultan raros y antiestéticos como porque estás haciéndote marcas sin querer. Evita también morderte los labios y arrancarte las pieles muertas. El sol, incluso en invierno, actúa en tu piel de manera desastrosa. Es importante que utilices una crema hidratante de día que tenga protección solar relativamente alta.

Ten cuidado con las pastas de dientes extra fuertes y super mentoladas. Algunas de ellas, por muy buen sabor de boca que te dejen, te destrozan la piel de fuera y le dejan un aspecto reseco y desagradable. Además, a la hora de maquillarte, la zona quedará visiblemente cuarteada.

Un truco casero que puedes probar para un apaño rápido cuando te queden lamparones de base en la zona de la boca es aplicar un poco de crema de manos antes de tu make up. Muchas de estas cremas son bastante untuosas y se absorben rápido, así que dejarán este sitio el rostro preparado para la aplicación de los demás productos.

Sobre tus productos cosméticos, algo obvio pero muy importante es que no abuses del maquillaje y que siempre emplees uno de calidad y adecuado a tu tipo de piel. Las bases cremosas respetan la tez y no la resecan demasiado. Las BB Creams son una opción ideal para el día a día porque hidratan, corrigen y matifican. Escoge una con factor de protección, como la Hydreane BB Cream de La Roche-Posay, ideal para pieles sensibles y con SPF 20.

En tu rutina de belleza nocturna incluye una crema específica. La crema de Dercare funciona tanto para alrededor de ojos como de la boca, de modo que no tendrás excusa para no estar perfecta gracias a ella. También nos gusta la crema regenerante para ambos lugares de Shiseido, pensada especialmente para el antienvejecimiento. La crema labial antiarrugas de Dr. Hauschka te vendrá estupendamente si tienes ese código de barras del que te hablábamos algo marcado.

Siguiendo estos sencillos tips, llegarás al día de tu boda con un contorno de labios suave, como de porcelana, y el maquillaje se adherirá a él sin problemas. Sigue practicando estos hábitos tras tu matrimonio pues te ayudarán a prevenir arrugas en el futuro y a tener un aspecto siempre joven y saludable.